A las puertas del primer Grand Slam del año, el Australian Open, la tenista rusa, Nº 2 en el ranking WTA, habla sobre el éxito, el fracaso y su interminable búsqueda del equilibrio.

Santiago,12 de enero de 2015.- María Sharapova no es ajena a la victoria. La estrella del tenis mundial ha ganado más de 550 partidos en su carrera profesional y está en camino de conquistar los 33 títulos individuales. “Encontrar el equilibrio adecuado entre la familia, los amigos y el tenis es muy importante para mí”, asegura Sharapova. “Pero hasta ahora, no he sido capaz de averiguar qué significa realmente el equilibrio. Y, francamente,  no creo que quiera saberlo. Si lo sabes todo, la vida se vuelve muy aburrida”, agrega.

Maria_Sharapova_2_original Éxitos que cambian la vida

Sharapova entró en escena hace más de una década con una actuación triunfal en las canchas del All England Club. La victoria que consiguió en 2004 en el torneo de Wimbledon cambió para siempre su vida, pero no a ella como persona. “No sé si uno puede alguna vez imaginar todo lo que implica una victoria de estas características, especialmente si se consigue un éxito tan grande siendo tan joven”, reconoce Sharapova. “Recibí tantas ofertas inverosímiles, invitaciones y oportunidades que fui muy afortunada de tener a unos padres que me ayudaron a mantener los pies en la tierra”, dice.

Maria_Sharapova_3_original Grandes victorias, grandes presiones

Ese apoyo fue crucial para Maria Sharapova, quien pronto descubrió que las victorias importantes se traducen también en mayor presión. “Cuando ganas un torneo como Wimbledon, crees que eres la mejor y que deberías ganar cada partido”, afirma Sharapova. “Generarse unas expectativas tan altas es muy duro mentalmente. Para manejarlo, tuve que aprender a dar un paso atrás, sentirme satisfecha y feliz con el esfuerzo que realizo cada día para estar donde estoy, y centrarme sólo en las pocas cosas que me ayudan a mantenerme en la realidad”, afirma.

Maria_Sharapova_5_square_original   Lecciones clave

Evidentemente, ganar cada partido no es posible. De este modo, aprender a gestionar las inevitables derrotas fue una lección clave para María Sharapova. “Siempre pienso mucho en por qué un partido no me salió bien”, dice Sharapova. “Es importante ser crítico con uno mismo, en el buen sentido. Admitir los errores, ser realista sobre las cosas que no funcionaron, y lo que es más importante, mantener siempre una actitud positiva”, asegura.

+INFO  Nike Women Collection Las zapatillas y las prendas utilizadas por María Sharapova en las imágenes que acompañan esta nota, pertenecen a la colección Nike Women Verano 2015. Los productos de esta colección están ya disponibles en los principales retailers y en nike.com.
Share on Facebook14Share on Google+0Pin on Pinterest0Tweet about this on Twitter
comments powered by Disqus